El matrimonio según Dios

elmatrimonio

Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne.

Génesis 2:24

En la Palabra de Dios, encontramos este versículo en Génesis 2:18 “No es bueno que el hombre esté solo, le haré ayuda idónea para él”. Y por eso decimos que el matrimonio es la intención y la invención de Dios para el hombre y la mujer.

El matrimonio establecido por Dios, es la unión de dos personas de diferente sexo que se unen por amor (y voluntariamente) estableciendo un pacto (compromiso o contrato) entre los dos hasta que la muerte los separe.

Se establece con el deseo de cumplir juntos el propósito de Dios, formando una familia según el orden establecido por Dios mismo para:

• fructificar,

• multiplicarse para darle a Dios hijos

• gobernar sobre la creación de Dios

• Adorar y Servir a Dios con mi matrimonio

El matrimonio según Dios tiene unos propósito:

– Compañerismo – El hombre estaba solo y Dios en el matrimonio le provee de compañera para complementarlos y así juntos, como equipo, colaborar en la obra de Dios.

– Ayuda idónea – La obra creativa de Dios no estuvo completa hasta que creó a la mujer. Por eso la ayuda es necesaria para el trabajo, la procreación, el apoyo y compañía mutua.

– Unión – Es la separación de la familia política para crear esa unión del matrimonio que se manifiesta en estos aspectos: (espiritual, sexual, única y permanente)

– Pro-crear – multiplicarse en el sentido físico y espiritual.

– Dominio – Dios quiso que la primera pareja vivieran en completa armonía y equidad, participando juntos en el gobierno del paraíso que Él creó para ellos. Pero a causa de su pecado perdieron esa condición. En Cristo, Dios quiere restaurar esa capacidad para regir.

El matrimonio también es un pacto, es un acuerdo, es un compromiso y una entrega entre dos personas que se aman, pero el término que mejor describe el matrimonio es “compromiso”.

La palabra “compromiso” implica promesa, pacto o hacer votos. El matrimonio cristiano es un compromiso para toda la vida y contempla.

– Promesas (amar, honrar, respetar, obedecer)

– Condiciones (en la riqueza, en la promesa, en la salud y en la enfermedad)

– Términos (hasta que la muerte nos separe)

El pacto es sumamente sagrado y comprometedor, las cinco condiciones esenciales del pacto deben cumplirse fielmente

– Es un pacto permanente

– Es un pacto de naturaleza exclusiva

– Es un pacto de naturaleza legal

– Es un pacto de naturaleza económica

– Es un pacto de naturaleza espiritual

Los matrimonios que duran y son felices, no lo son porque tengan condiciones especiales o favorables, sino porque han asumido el “compromiso” delante de Dios y han resuelto continuar juntos a pesar de cualquier circunstancia adversa que a veces irrumpe en la vida conyugal.

Recordemos que el enemigo siempre ataca todas las áreas, los problemas y las tempestades azotan a los matrimonios, pero él y ella han decidido buscar la ayuda y la voluntad de Dios para salir victoriosos y permanece unidos.

“No deis lugar al diablo” dice la Palaba de Dios. Con Cristo como cabeza del hogar y conociendo y practicando el amor de Dios, vosotros, matrimonios, sabéis que el Señor os ayudarán a superar cualquier situación infortunada.

Ahora serías capaz de contestar estas preguntas:

1 ¿Con qué finalidad Dios creó tu matrimonio?

2 Explica la intención de Dios al crear tu matrimonio según Génesis 2:18

3 Menciona los propósitos que conllevan tu matrimonio

4 ¿Que es el pacto en tu matrimonio?

5 ¿Cuáles son las cinco condiciones de tu pacto matrimonial?

6 ¿Cómo debes actuar cuando tu matrimonio está en peligro?


Cosas que no se pueden perder en el matrimonio – Carlos Olmos – 7 Enero 2018

Anterior Siguiente