Jesus cuenta contigo

proverbios206

Muchos hombres proclaman cada uno su propia bondad, Pero hombre de verdad, ¿quién lo hallará?
Proverbios 20:6

¿Puede Jesús contar Contigo?
“Lo que me has oído decir en presencia de muchos testigos, encomiéndalo a creyentes dignos de confianza, que a su vez estén capacitados para enseñar a otros.” (2 Timoteo 2:2 NVI)

No es fácil encontrar a alguien con quien realmente se puede contar. La Biblia en Proverbios 20:6 dice así: “Hay muchos que afirman ser leales, pero nadie encuentra gente confiable.” A lo largo de mi vida, he aprendido la profunda verdad de esta afirmación. He aprendido que no todo el mundo que se ofrece a servir o a hacer algo, realmente lo hará.

¿Por qué es tan importante la fidelidad en la vida cristiana? En primer lugar, debemos ser fieles porque Dios es fiel. Salmo 33:4 dice: “La palabra del Señor es justa; fieles son todas sus obras.” (NVI). Puesto que Dios desea que seamos como él, quiere que aprendamos a ser fieles.

Además, la fidelidad hace la vida mucho más fácil. La infidelidad es la causa de muchos problemas, Proverbios 25:19 dice: “Confiar en gente desleal en momentos de angustia es como tener un diente careado o una pierna quebrada.“ (NVI).

¿Sabes lo que el escritor está diciendo? Él está diciendo que las personas no confiables son una verdadera calamidad – como un fuerte dolor de diente. Son como estar cojo de una pierna. ¿Sabes lo que se siente tener una uña enterrada en un dedo del pie?, te duele, ¿no es así? Cuando estás dependiendo de una persona poco fiable, nunca puedes relajarte ni estar tranquilo. En el fondo de tu mente, siempre te estás preguntando, “¿Me dejara tirado otra vez, esta ocasión si cumplirá?” Trabajar con personas inconstantes es extremadamente frustrante.

Todos buscamos la confiabilidad en nuestras actividades diarias. Queremos que de quien dependamos sea confiable. Queremos que el correo sea confiable cuando enviemos una carta, queremos que el proveedor de Internet sea confiable para enviar diariamente nuestras comunicaciones. Queremos que el transporte público sea confiable y no suspenda servicios para poder contar con el en nuestros desplazamientos diarios.

El géiser más famoso en Estados Unidos es el “Old Faithful” (viejo fiel) en el Parque Nacional de Yellowstone. Y el “Old Faithful” no es el géiser más grande de América. Tampoco es el más poderoso. Lo que lo hace famoso, ¡es su confiabilidad! Es como un reloj. Es confiable. La gente aprecia la confiabilidad, incluso en un géiser.

Medita en esto:
• ¿Quién puede contar contigo? ¿Tienes la reputación de ser confiable? ¿Alguien que te conozca bien, pondría su vida por tu confiabilidad?
• La duración de tu vida es de menor importancia para Dios, que la donación de tu vida. Toma lo que has aprendido de Dios y transmítelo a los demás. ¿Qué necesitas cambiar en tu vida para que pueda empezar a vivir trascendentalmente?

Lectura: 1 Pedro 2:9-12

Texto: 1 Corintios 1: 26-29

Dios, en Su misericordia, se valió de diferentes personas en la historia Bíblica para llevar a cabo sus magnos propósitos. Muchas de las personas que Dios usó podrían ser consideradas indignas por no llenar el criterio o el patrón que el mundo tiene para la supuesta grandeza. Entre estos están, Jacob, David, Rahab y Ruth, teniendo las dos últimas un trasfondo gentil y pagano. Jacob, engañó a su padre para quitarle el derecho de primogenitura a su hermano Esaú. Rahab la ramera, decidió aceptar el camino de Jehová Dios en lugar del dios a quien, posiblemente, servía como sacerdotisa para adoptar al Dios de Israel (Jos. 2:11). Ruth también decidió abandonar su tierra, su parentela y su religión por seguir a su suegra y al Dios de ella (Ruth 1:16). Empero, a todos por su decisión de honrar a Dios, se convierten en héroes de la fe para mostrar al mundo lo que Dios hace con aquellos que le honran aunque el mundo los considere viles. Dios contó con ellos porque su entrega fue total y desempeñaron sus tareas con ánimo y confianza y no le fallaron a Dios. Por eso sus nombres quedaron estampados en la historia de los héroes de la fe de la Biblia. Ellos son la grande nube de testigos de la Biblia (Heb. 12:1). ¿Puede Dios contar contigo para que seas un instrumento en Su Obra?

Punto 1. Gen 27: 4, 9-13, 20-24 ¿En qué forma engañó Jacob a su padre Isaac? Poniéndose pieles de cabrito en sus brazos, los vestidos de Esaú su hermano y llevándole el guisado que cocinó su madre para hacerse pasar por Esaú. ¿Qué significa el nombre de Jacob? Gen 27:36 Significa suplantador, engañador. ¿Dónde vivía Rahab? (Josué 2:15) Vivía en el muro de la ciudad de Jericó.

Punto 2. ¿De dónde sacó Dios a David para ser rey de Israel? 1Sam 16:11-13 Dios lo sacó de detrás de las ovejas. ¿Cuál fue la primera hazaña pública que desempeñó David para gloria de Dios? 1 Sam 17:48-49 David, ofendido por el fanfarroneo del gigante Goliat el cual maldecía y desafiaba al pueblo de Dios, salió al encuentro de él matándolo con una simple piedra tomada del río.

Punto 3. ¿Qué oficio desempeñaba Pedro cuando Jesús lo llamó al ministerio? Mateo 4: 18 El de pescador ¿Qué resultados tuvo el primer sermón de Pedro? Hechos 2:14, 40-41 Pedro predicó su primer sermón el día de Pentecostés y se convirtieron 3,000 personas a Cristo.

Conclusión: Todas estas personas, Jacob, Rahab, David, Ruth y Pedro, quien negó al Señor, y muchos otros más, fueron escogidas para desempeñar papeles o tareas muy importantes en el desarrollo de la historia bíblica. Dios, no mira lo que el hombre mira porque Dios mira el corazón (1Sam. 16:7). Dios escoge de lo vil y de lo menospreciado del mundo (1Cor. 1:27) para desempeñar un tarea y para llevar a cabo Su plan de salvar al mundo por la locura de la predicación (1Cor. 1:21). Hermano, si Dios te ha escogido es porque tiene un propósito contigo y quiere contar contigo para llevar la salvación que Él proveyó a muchos a tu alrededor.

Y por si lo dudas en algún momento, Dios cuenta contigo:

– Sí, ya sé que sólo Dios puede dar la vida; pero tú puedes ayudarle a transmitirla.

– Sólo Dios puede dar la fe; pero tú puedes dar tu testimonio.

– Sólo Dios es el autor de toda esperanza; pero tú puedes ayudar a tu amigo a encontrarla.

– Sólo Dios es el camino; pero tú eres el dedo que señala cómo se va a Él.

– Sólo Dios puede dar el amor; pero tú puedes enseñar a otros cómo se ama.

– Dios es el único que tiene fuerza, la crea, la da; pero nosotros podemos animar al desanimado.

– Sólo Dios puede hacer que se conserve o prolongue una vida; pero tú puedes hacer que esté llena o vacía.

– Sólo Dios puede hacer lo imposible; sólo tú puedes hacer lo posible.

– Sólo Dios puede hacer un sol que caliente a todos los hombres; sólo tú puedes hacer una silla en la que se siente un viejo cansado.

– Sólo Dios es capaz de fabricar el milagro de la carne de un niño; pero tú puedes hacerle sonreír.

– Sólo Dios hace que bajo el sol crezcan los trigales; pero tú puedes triturar ese grano y repartir ese pan.

– Sólo Dios puede impedir las guerras; pero tú puedes no reñir con tu mujer o tu hermano.

– Sólo a Dios se le ocurrió el invento del fuego; pero tú puedes prestar una caja de cerillas.

– Sólo Dios da la verdadera y completa libertad; pero nosotros podríamos, al menos, pintar de azul las rejas y poner unas flores frescas en la ventana de la prisión.

– Sólo Dios podría devolverle la vida del esposo a la joven viuda; tú puedes sentarte en silencio a su lado para que se sienta menos sola.

– Sólo Dios puede devolverle las fuerzas a un anciano; tú puedes demostrarle que no está solo y que sus opiniones te siguen interesando.

– Sólo Dios puede inventar una pureza como la de la Virgen; pero tú puedes conseguir que alguien, que ya las había olvidado, vuelva a rezar las tres Avemarías.

– Sólo Dios puede salvar el mundo porque sólo Él salva; pero tú puedes hacer un poco más pequeñita la injusticia de la que tiene que salvamos.

– Sólo Dios puede hacer que le toque la lotería a ese pobre mendigo que tanto la necesita; pero tú puedes irle conservando esa esperanza con un pequeña sonrisa y un «mañana será».

– Sólo Dios puede conseguir que reciba esa carta la vecina del quinto, porque Dios sabe que aquel antiguo novio hace muchos años que la olvidó; pero tú podrías suplir hoy un poco esa carta con un piropo y una palabra cariñosa.

En realidad, ya ves que Dios se basta a sí mismo; pero parece que prefiere seguir contando contigo, con tus nadas, con tus casi-nadas. La pregunta es: ¿Puede Dios contar contigo? No lo dejes esperar.

Sandy Otaño Nova; Predica: DIOS CUENTA CONTIGO;

Anterior Siguiente