¿Quién eres? 4

quiensoy4

Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios;

Juan 1:12

¿Te has puesto a pensar en las implicaciones de esta tremenda declaración? Como hijos de Dios tenemos una identidad totalmente nueva a lo que éramos antes de nuestra salvación.
Mucha gente piensa que la religión que uno profesa es irrelevante porque todas las religiones, al fin y al cabo llevan al mismo destino. Pero no es así; claramente el cristianismo es único y exclusivo. El Señor Jesús dijo que El es el único camino que lleva a Dios (Jn. 14:6). El es la única fuente de salvación (Hechos 4:12; 1 Tim. 2:5) y El es el único que te sostiene seguro hasta que llegues al cielo (Jn. 10:28). Como cristiano, tú estas para siempre unido e identificado con Cristo.
Tu identidad espiritual ha sido radicalmente cambiada. De estar espiritualmente muerto has pasado a tener vida (Ef. 2:1-5). En Cristo fuiste hecho nueva criatura (2 Co. 5:17), y has sido transferido del reino de las tinieblas al reino de Su Amado Hijo (Col.1:13). En Cristo eres hecho Justicia de Dios (2Co. 5:21), y compartes Su herencia eterna (Rom. 8:16-17). Todas estas bendiciones, y muchas otras, son tuyas por virtud de estar en Cristo.

Cuando Dios te mira ya no te ve tu propia naturaleza, ni tu condición presente, ni tu estado de ánimo, sino que El Padre te ve en su Hijo Jesucristo cubierto con Su Justicia. En un sentido real, lo que Cristo es, tú lo eres también, y donde El está tú estás (Ef. 2:6; Col. 3:3). ¿No es todo esto impresionante?
Pero quiero que observes algo más que Pablo declara en este pasaje: Tu nueva identidad en Cristo resulta del hecho de que Dios personalmente te escogió en El para ser su hijo desde antes de que el mundo existiera. El te escogió como hijo sin que ello tuviera algo que ver contigo. No vio en ti virtudes u obras que te hicieran atractivo a Dios, No. Sino que en su gracia y amor eterno por ti te escogió para ser Su Hijo. Esto te debe dar un increíble sentido de identidad y valor.

No permitas que el pecado, Satanás, tus pensamientos equivocados o cualquier circunstancia te roben tu sentido de identidad en Cristo. Si estás en Cristo esta identidad es para siempre y nada ni nadie te podrá separar de El (Rom.8:38-39)
Da gracias a Dios porque estás en Su Hijo y el hecho de que esta identidad no tuvo ni tiene nada que ver contigo, ya que todo esto es de El (1 Co. 1:29-31). Que el Señor te anime hoy al meditar en estas verdades.

+ “Identidad de hijo

SOY

Soy imagen y semejanza de Dios – Gn. 1:26

Soy bendecido con toda bendición – Deut. 28

Soy cabeza y no cola – Deut. 28:13

Soy sanado por Sus llagas – Isa. 53:5

Soy adornada con justicia, libre de opresión y miedo – Isa. 54:14

Soy corona de gloria y diadema real – Isa. 62:3

Soy la niña de los ojos de mi Padre – Sal. 17:8

Soy sal de la tierra – Mt. 5:13

Soy luz del mundo – Mt. 5:14

Soy hecho libre – Juan 8:36

Soy justificado por la fe por medio de Jesucristo – Rom. 5:1

Soy un ser espiritual, vivo para Dios – Rom. 6:11

Soy libre de la ley del pecado y de la muerte – Rom. 8:2

Soy hijo de Dios – Rom. 8:16

Soy coheredero y heredero con Jesús – Rom. 8:17

Soy escogido de Dios – Rom. 8:38

Soy más que vencedor – Rom. 8:37

Soy linaje escogido y sacerdocio real – Rom. 12:1

Soy pertenencia de Dios – Rom. 14:8

Soy santificado en Cristo – 1Cor. 1:2

Soy confirmado hasta el fin – 1Cor. 1:8

Soy templo del Espiritu Santo – 1Cor. 6:19

Soy creyente y la luz del Evangelio resplandece en mi mente – 2Cor. 4:4

Soy nueva criatura – 2Cor. 5:17

Soy embajador de Cristo – 2Cor. 5:20

Soy la justicia de Dios en Cristo Jesús – 2Cor. 5:21

Soy bendecido – Gal. 3:9

Soy redimido de la maldición del pecado, enfermedad y pobreza – Gal. 3:13

Soy santo y sin mancha delante de Él – Efe. 1:4

Soy redimido y perdonado de todos mis pecados – Efe. 1:17

Soy sabio e inteligente – Efe. 1:8

Soy sellado con el Espíritu Santo de la promesa – Efe. 1:13

Soy creado en Cristo para buenas obras – Efe. 2:10

Soy ciudadano y miembro de la familia de Dios – Efe. 2: 19

Soy santo en Cristo – Fil. 1:1

Soy perfeccionado hasta el día de Jesucristo – Fil. 1:6

Soy ciudadano, miembro de la familia de Dios y sano por las llagas de Jesús – Fil. 4:19

Soy fortalecido con todo poder, conforme a la potencia de su gloria – Col. 1:11

Soy apto para participar de la herencia de los santos – Col. 1:12

Soy librado de la potestad de las tinieblas y trasladado al reino de Dios – Col. 1:13

Soy arraigado y sobreedificado en Él, y confirmado en la fe – Col. 2:7

Soy sepultado y crucificado con Cristo en el bautismo – Col. 2:12

Despojado del viejo hombre y revestido del nuevo, renovándome hasta el conocimiento pleno – Col. 3:9,10

Soy amado de Dios – 1Tes. 1:4

Renacido de simiente incorruptible por la palabra de Dios – 1Ped. 1:23

Linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios – 1Ped. 2:9

Alguien ahora porque le pertenezco a Dios – 1Ped. 2:10

Sano por las llagas de Jesús – 1Ped. 2:24

Participante de la naturaleza divina por sus promesas -2Ped. 1:4

Nacido de Dios y el maligno no me toca – 1Jn 5:18

Soy de Dios y estoy en Cristo – 1Jn 5:19-20

Vencedor por medio de la sangre del Cordero y la palabra de mi testimonio – Apo. 12:11

¡SOY VENCEDOR! – Apoc. 21:7

ESTOY

Lejos de la opresión y del temor – Isa. 54:14

Libre de pecado – Jn. 8:34-36

Estoy vivo para Dios en Cristo Jesús – Rom. 6:11

Reconciliado con Dios mismo – 2Cor. 5:18

Crucificado con Cristo – Gal. 2:20

Redimido de la maldición de la ley – Gal. 3:13

Vivo juntamente con Cristo – Efe. 2:5

Resucitado con Cristo y sentado en lugares celestiales – Efe. 2:6

Cercano a Dios por la sangre de Cristo – Efe. 2:13

Arraigado y sobreedificado con Él y confirmado en la fe, abundando en acciones de gracias – Col. 2:7

Estoy completo en Él – Col. 2:10

Sometido a Dios y el diablo huye de mí porque lo resisto en nombre de Jesús – Sgo. 4:7

TENGO

Todo lo que necesito – Sal. 23:1

Poder para echar fuera demonios, hablar en lenguas, sanar enfermos – Mar. 16:17-18

Medida buena, apretada, remecida y rebosando darán a mi regazo – Luc. 6:38

Poder para pisar serpientes y escorpiones y sobre toda fuerza del diablo – Luc. 10:19

Vida abundante – Juan 10:10

Tengo poder porque tengo el Espíritu Santo – Hch. 1:8

La justicia de Dios en mi – Rom. 3:22

Paz para con Dios – Rom. 5:1

No hay condenación para mí – Rom. 8:1

Tengo la palabra de fe en mi boca – Rom. 10:8

Tengo su Espíritu que proviene de Dios – 1Cor. 2:12

Tengo la mente de Cristo – 1Cor. 2:16

Tengo salida para la tentación – 1Cor. 10:13

En Cristo tengo resurrección de vida – 1Cor. 15:22

El espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de Él, alumbrando los ojos de mi entendimiento – Efe. 1:17-18

La paz de Dios que sobrepasa todo entendimiento – Fil. 4:7

Dios suple todo lo que me falta conforme a sus riquezas en gloria en Cristo – Fil. 4:19

Sabiduría, conocimiento y entendimiento espiritual – Col. 1:19

Poder, amor, y dominio propio – 2Tim. 1:7

Libre acceso al trono – Heb. 4:16

A Cristo mi abogado – 1Jn. 2:1

En mí al más grande, al Dios Vencedor – 1Jn. 4:4

Vida eterna y no seré condenado – 1Jn. 5:4

PUEDO

Hacer mayores cosas que las que hizo Jesús – Jn. 14:12

Toda situación obra para mi bien – Rom. 8:28-29

Apagar los dardos de fuego del maligno con mi escudo de la fe – Efe. 6:16

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece – Fil. 4:13

Vivo por la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús – Rom. 8:2

Nada puede separarme del amor de Dios – Rom. 8:38-39

Su palabra es poder para mi – 1Cor.1:18

Cristo me compró con Su sangre – 1Cor.6:20

Siempre triunfo en Cristo – 2Cor. 2:14

Ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí – Gal. 2:20

Vivo juntamente con Cristo – Efe. 2:5

Prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús – Fil. 3:14

Todo lo puedo en Cristo – Fil. 4:13

Dios suplirá todo lo que necesito – Fil. 4:19

Mi vida está escondida con Cristo en Dios – Col 3:5

Voy a recibir a Jesús en las nubes – 1Tes. 4:16-17

Nunca se acordará de mis pecados – Heb. 8:12

Dios escucha mi oración – Sgo. 5:16

Hacedor de la Palabra y bendecido en lo que hago – Sgo. 1:22,25

Anuncio las virtudes de Dios que me llamó de las tinieblas a su luz admirable – 1Ped. 2:9

Su palabra permanece en mi y he vencido al maligno – 1Jn. 2:14


9. “Somos hijos de Dios” (1 Jn. 3:1-3) – David Barceló

Anterior Siguiente